Categories
Uncategorized

Monster Magnet Tributo al Underground de los 60 y 70

Los heavy rockers Monster Magnet rinden tributo al underground de los 60 y 70, a bandas como Poo-Bah, en su nuevo disco que saldrá a la venta en mayo.

El apocalipsis lleva a Dave Wyndorf y los suyos a publicar ‘A Better Dystopia’, un disco que nace de la pasión del músico por las raras avis del heavy rock y hard rock de los 60 y 70.

‘A Better Dystopia’ es una deliciosa (y psicótica) colección de bandas del underground rockero de los 60 y 70, formaciones algunas de ellas que han formado parte de las secciones de This Is Rock, como los protagonistas del video single de adelanto que presentan con Poo-Bah, que salieron en nuestro «That’s 70»; y de los que también reseñamos como destacado aquel magnífico ‘Let Me In’.

Mientras que el álbum marca una nueva frontera para Monster Magnet como su primer disco de versiones, éste no es el típico conjunto de temas obvios publicados para pasar el tiempo. En ‘A Better Dystopia’, la banda rinde homenaje a algunas de sus canciones favoritas de todos los tiempos, al tiempo que reflexiona sobre la paranoia, la distopía y la revolución de ahora y de antes.

Dave Wyndorf comenta sobre el nacimiento de ‘A Better Dystopia’: «Todos estuvimos de acuerdo en que nos aburriríamos mucho. Monster Magnet ama la carretera. Es un estilo de vida. Así que consideré nuestras opciones. En lugar de mendigar en internet y sesiones de ensayo con Zoom a cambio de dólares, sugerí que grabáramos un disco búnker. Un asunto de bricolaje total grabado y mezclado en el pequeño pero potente espacio de ensayo Freak Shop Studios de Bob Pantella, aquí mismo, en Nueva Jersey. ¿Pero qué grabar?».

«No tenía muchas ganas de componer, pero trabajar en cualquier cosa era mejor que ver las noticias. El mundo rugía ‘¡Distopía! ¡Apocalipsis! Revolución!’. Ya había escuchado esas palabras, y me trajeron a la mente mi infancia a finales de los 60 y principios de los 70… y la música… y una pequeña lista de canciones (una de tantas) que llevaba conmigo en mi dispositivo para escuchar antes de los bolos. Por supuesto, estas canciones también han estado en mi cabeza durante más o menos toda mi vida. No eran los éxitos de la época. Era como una lista de reproducción de la 4ª dimensión… extraños trozos de oscuridad musical, en su mayoría desenterrados de esa ingloriosa y extraña época que precedió al arena rock, el heavy metal… Una tierra de nadie del hard rock que todavía tenía restos de psicodelia y garage punk, pero que había abandonado cualquier noción del flower power. Y, por supuesto, rockeaban».

El álbum se abre con ‘The Diamond Mine’, mientras Dave Wyndorf recita un monólogo clásico de Dave Diamond, un DJ de la radio estadounidense cuyos programas a finales de los 60 y principios de los 70 ayudaron a popularizar muchas bandas de rock psicodélico y ácido. En este punto comienza el verdadero viaje con los acordes iniciales del clásico de Hawkwind ‘Born To Go’. Temas como el destacado ‘Mr. Destroyer’ (Poo-Bah) estimulan visiones de alguna revolución Freak no contada, creando una mezcla perfecta de hard rock y psicodelia. La febril ‘Motorcycle (Straight To Hell)’ de Table Scraps es pura furia punk de la vieja escuela, evocando un cruce entre Iggy Pop y Motörhead mientras Wyndorf grita ‘¡Voy a conducir directamente al Infierno!’.

Cayendo aún más en la madriguera del conejo, Magnet ofrece su impresionante y torbellino de versiones del clásico del hard rock, a menudo pasado por alto, como ‘Learning To Die’ de todo un clásico como Dust, y una versión magistral de la épica de los Stooges y el gótico, ‘Solid Gold Hell’ de The Scientists. El álbum se cierra con una versión nuclear extra de ‘Welcome To The Void’ de Morgen, que invita a reiniciar el viaje una y otra vez.

Wyndorf concluye: «Las grandes bandas cuya música interpretamos con cariño aquí estaban (y algunas siguen estando) al margen, infravaloradas y, en nuestra opinión, era muy, muy geniales. Eso es razón suficiente para que hagamos este álbum». Además, ‘A Better Dystopia’ es una colección de canciones que creo que reflejan (a sabiendas o no) una época paranoica de la historia, pero también desvían esa misma paranoia haciéndola suya plenamente. Y, por supuesto, es un éxito».

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *